Download Groys Boris - La Postdata Comunista.pdf PDF

TitleGroys Boris - La Postdata Comunista.pdf
File Size1.6 MB
Total Pages83
Document Text Contents
Page 1

BORIS GROYS

La posdata comunista

Traducción de Griselda Mársico

Page 41

En efecto: Si la base y la superestructura están en contradic­
ción, en una relación de tensión, hay que presuponer un me-
dio que no sea ni base ni superestructura pero que al mismo
tiempo”incluya tanto a la base como a la superestructura, de
modo que la contradicción entre ambas pueda surgir y arti­
cularse en ese medio. De todas formas, Stalin recién plantea
la pregunta por este tipo de medio mucho más tarde^etLlQ^o.
Y la responde del siguiente modo: ese medio es la lengua.

En los escritos tardíos de Stalin, que se publicaron poco
antes de su muerte, se reflexiona con cierta demora sobre
el linguistic tum revolucionario que políticamente el partido
comunista soviético había realizado mucho antes. Stalin re­
dacta esos escritos en una forma algo inusual: como respues­
tas a preguntas que supuestamente le fueron planteadas por
gente “sencilla". En el primer texto se trata de respuestas a
las preguntas de un "grupo" anónimo "de camaradas jóve­
nes", que presuntamente le pidió a Stalin que manifestara en
la prensa su opinión sobre los problemas de la lingüística.
Luego siguieron las respuestas a las preguntas de la camara­
da Krashenínnikova, de la que no se dan otros datos y que
tampoco nadie conocía; y más tarde, respuestas a las pre­
guntas de los camaradas Sanzhéev, Belkin, Furer y Jolópov,
también desconocidos para la mayoría de los lectores y cuyo
origen y posición eran un misterio. De modo que se tiene la
impresión de que Stalin incursionó en el género literario del
soliloquio, distribuyendo las preguntas que él mismo se ha­
cía entre los personajes ficticios para mantenerse en el plano
de lo fragmentario y a la vez conferirle a todo el texto un ca­
rácter vivo y provisorio. Las respuestas fueron reproducidas
durante varios días en el periódico Pravda como una novela
por entregas. Cada nuevo complejo de preguntas atribuido a
una nueva persona apuntaba a precisar y completar las res­
puestas que, en opinión de Stalin, en el soliloquio anterior
habían sido formuladas de manera incompleta o sin la sufi­
ciente claridad. Toda la empresa es un ejemplo singular de
una autoentrevista realizada en público, absolutamente ex­
perimental, insegura, que no tiene un verdadero principio
ni fin. De todas formas, hay algo que queda claro al leer este

Page 82

Tal repetición sin duda no puede significar un retorno
al comunismo soviético, que es un fenómeno único en la
historia y definitivamente concluido. Pero otros intentos de
instalar un gobierno por medio de la lengua, es decir, un go­
bierno de los filósofos, son muy probables. En realidad, son
inevitables. La lengua es más general, más democrática que
el dinero. Además, como medio es mas efectiva que el dine-
ro porque lo que se puede decir es más que lo que se puede
comprar o vender. Pero la verbalización de las relaciones de
poder en la sociedad, sobre todo, le da a cada individuo la
posibilidad de contradecir al poder, al destino, a la vida; de
criticarlos, acusarlos, maldecirlos. La lengua es el medio de
la igualdad. Si el poder se verbaliza, queda obligado a actuar
bajo las condiciones que impone la igualdad de todos los
hablantes, lo quiera o no. Por otra parte, la igualdad de la
lengua se distorsiona, o incluso se destruye, si se exige que
todos los hablantes argumenten correctamente desde una
perspectiva lógico-formal. Pero la tarea de la filosofía reside
precisamente en liberar a los individuos de la opresión ejer-
cida por la lengua correcta en términos lógico-formales. La
filosofía también es una suerte de deseo, porque se la define
como un amor por la sabiduría no satisfecho e imposible
de satisfacer. Pero es un deseo que se ha verbalizado por
completo, haciendo transparente su carácter paradójico. La
filosofía es una institución que le brinda al ser humano la
posibilidad de vivir en la autocontradicción sin tener que
ocultarla. Por eso jamás se podrá reprimir del todo el deseo
de ampliar esa institución a toda la sociedad.

Page 83

Esle lib ro , La posdata comunista,

se term inó de diseñar, com poner

y maquetar en Cruce Casa Editora

en M arzo de 2015.

Se utilizó para e llo la fam ilia

tipográfica Celeste creada

por Chris Burke.

Similer Documents